Publicidad

6 errores que no debes cometer a la hora de decorar tu vivienda

La decoración de nuestra vivienda es algo muy personal, ya que cada uno tiene su estilo, gustos y preferencias. Pero existen unas reglas universales que deben ponerse en práctica si no queremos que la decoración de nuestro hogar sea todo un caos.

Mala combinación de texturas y colores, luces mal posicionadas, compras por impulso y un largo etcétera son algunos de los errores que más se cometen a la hora de decorar nuestra vivienda. ¿Te ha pasado alguna vez? Pues no te preocupes, porque todo tiene solución. En este post vamos a mencionarte cuáles son los errores más comunes, para que aprendas de ellos y puedas enmendarlos, consiguiendo así un hogar agradable y funcional.

Comprar por impulso

Debemos ir poco a poco y disfrutar del proceso de decoración de nuestra vivienda. Por eso, antes de lanzarnos a comprar un mueble, debemos preguntarnos si realmente se ajusta a nuestras necesidades y si tiene las medidas adecuadas para la estancia en la que lo queremos colocar.

Es recomendable tomar las medidas máximas de las que dispone la estancia, y debemos restarle unos 80cm de paso alrededor del mueble. Se trata de no quedarnos cortos, pero tampoco adquirir un mueble que sea demasiado grande. Se trata de conseguir una estancia en equilibrio y con funcionalidad.

Usar estilos decorativos distintos

Debemos planificar la decoración de nuestra vivienda como todo un conjunto. Con esto no queremos decir que todas las habitaciones sean pintadas del mismo color o que sean idénticas, pero sí que tengan ciertos rasgos decorativos que las relacionen. Por ejemplo, que compartan el mismo suelo, carpintería o gama cromática. Con esto conseguiremos una sensación de unidad. Posteriormente, le damos nuestro propio toque personal con muebles y elementos decorativos.

No tener en cuenta la iluminación

La iluminación es una parte fundamental de la decoración. Debemos realizar una planificación precisa y estratégica. Los errores más comunes son colocar las lámparas a una altura incorrecta, olvidarnos de los enchufes e interruptores, no sacarle provecho a la luz natural, etc. Por eso, debemos tener en cuenta las ventanas y puertas, los puntos de luz y donde colocaremos los muebles y elementos decorativos.

Es recomendable dibujar sobre plano nuestra estancia, los puntos fuertes de luz y cómo colocaremos el mobiliario, para poder ver más claramente cómo podemos satisfacer nuestras necesidades respecto a la iluminación.

Sobrecargar las estancias

Se trata de encontrar el equilibrio, por lo que, lo ideal, es tener elementos decorativos que a la vez sean funcionales, y no sobrecargar las estancias con fotos, recuerdos de viajes, etc. Lo bueno que tiene la decoración es que no es estática, por lo que puedes cambiarla a tu gusto cada cierto tiempo.

Una mala combinación de colores

Hay que tener cuidado con intentar mezclar aquellos tonos cuya combinación es imposible. Asimismo, no hay que abusar del exceso de colores, por lo que queda descartado el pintar cada habitación de un color. Aquí es recomendable poner en práctica la regla 60%, 30% y 10%, para conseguir cierto equilibrio y armonía. Estos porcentajes hacen referencia a las proporciones de los colores en una estancia, y se distribuyen de la siguiente forma:

  • 60% como color dominante.
  • 30% como color secundario.
  • 10% como color de acento.

Dejarte influenciar por otros

Tu casa es tuya, y la decoras tú, a tu estilo, gustos y preferencias. Puede que al principio parezca complicado, y necesites ayuda para poder salir del paso, pero debes ser tú quien elija cada detalle en la decoración de tu vivienda. Al fin y al cabo, quien va a vivir en ella eres tú, por lo que evita las “malas influencias”.

Y estos son algunos de los errores más comunes que se cometen a la hora de decorar nuestra vivienda. Esperamos que te hayan servido de ayuda, toma nota y ¡manos a la obra!

Descubre más desde Estilo y Decoración

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo